Medidas de protección y prevención ante COVID-19

Calamidad Pública y Emergencia Sanitaria por COVID-19

Medidas de protección y prevención

Hospital Infantil Concejo de Medellín

 

El Hospital Infantil Concejo de Medellín, velando por el cuidado y la protección de nuestros pacientes y acogiéndose a la emergencia sanitaria nacional para prevenir y controlar cualquier tipo de contagio por COVID-19, invita a todos los usuarios a acatar las siguientes recomendaciones a partir del martes 17 de marzo y hasta nuevo aviso:

  • Las visitas de hospitalización quedan restringidas por la salud de los pacientes y sus familias.
  • Solo se permitirá un (1) acompañante por paciente. Los cambios de acompañantes, tanto en los servicios de Urgencias y Hospitalización, se harán cada 12 horas: a las 7:00 a.m. y a las 7:00 p.m.
  • Los acompañantes no podrán pedir domicilios ni recibir alimentos desde el exterior. Se recomienda traer comida preparada desde la vivienda para toda la jornada de estancia o adquirirlo en la cafetería del Hospital.
  • Evite transitar por los pasillos durante el turno de acompañamiento. Se recomienda estar de forma permanente al interior de las habitaciones con la puerta cerrada y en lo posible las ventanas abiertas.
  • En Consulta Externa y Cirugía solo se permitirá el ingreso de un (1) acompañante.
  • Si presenta síntomas como fiebre, tos y malestar general, absténgase de venir como acompañante y comuníquese con la línea 123 para Medellín.
  • Se proveerá un tapabocas por cada acompañante de pacientes aislados.
  • Antes de salir del Hospital, se debe desechar el tapabocas que fue suministrado al ingreso para evitar propagar cualquier infección. Para esto se dispondrá un recipiente rojo en los accesos.
  • Tanto el paciente como el acompañante deben tomar su ducha diaria antes de las 7:00 a.m. con el fin de no interrumpir el proceso de limpieza y desinfección del personal de aseo.
  • El comedor infantil y la sala lúdica, ubicados en los pisos 5 y 6 respectivamente, estarán cerrados hasta nuevo aviso.
  • Se recomienda tener una adecuada higiene de manos con agua y con jabón de forma permanente y mantenerse hidratado tomando un vaso de agua cada 2
  • Use el alcohol glicerinado siguiendo los pasos de nuestros instructivos al ingreso del hospital, y al ingreso y salida del servicio, ubique el dispensador mas cercano.

Estas medidas son de carácter temporal y están sujetas a cambios según la evolución de la situación frente a COVID-19, les agradecemos por acatar nuestras indicaciones para mantener la buena salud de nuestras familias.

La bronquiolitis: Información para padres y cuidadores

Por: Juan José Botero Giraldo | Médico general Hospital Infantil Concejo de Medellín | Noviembre 2018

 

Introducción

Las enfermedades de la respiración, de los pulmones o de “la asfixia”, como muchas personas de la comunidad las reconocen, son una de las causas más frecuentes de padecimientos en los niños, sobre todo en los más pequeños. La mayoría son simples y fáciles de manejar en casa, pero cuando son graves, pueden generar desenlaces muy negativos. Por lo tanto se convierte en una constante preocupación de los padres, madres y cuidadores. Aquí hablaremos de una de ellas: la bronquiolitis.

Esta información tiene como objetivo enseñar al público en general, quienes tengan contacto con población pediátrica (Niños niñas y adolescentes), cuales son los las formas de prevención, cuidado general y signos de alarma, que se deben tener en cuenta, cuando un niño presenta este tipo de enfermedad.

¿Qué es la Bronquiolitis?

La bronquiolitis es una enfermedad, en menores de 2 años, que sucede en las vías respiratorias ubicadas dentro de los pulmones. Estas vías, llamadas bronquios (de ahí su nombre bronquiolitis, son muy pequeñas, generalmente comparadas con el dedo más pequeño de la mano del bebé. Su función es facilitar el paso de oxígeno desde la nariz, hasta lo más profundo del pulmón, para garantizar lo que conocemos como respiración, una función indispensable para la vida.

La enfermedad consiste en una inflamación o hinchazón de estas pequeñas partes del pulmón. Esto hace que sea muy difícil respirar. Generalmente está causada por los virus, que aparecen con más frecuencia en las épocas de invierno o lluviosas. Su desarrollo es casi siempre benigno, ósea que casi siempre termina bien.

Es importantísimo tener en cuenta que ya que se trata de una población tan vulnerable, es indispensable conocer cuándo acudir a un centro de salud.

¿A quiénes les da más la bronquiolitis?

  • Bebés menores de dos meses

Como antes se mencionó, es una enfermedad que ocurre antes de los 2 años, pero, ya que son mucho más pequeños, en los primeros 2 meses de vida ocurre mucho más fácil y puede ser más grave.

  • Bebés menores de 6 meses que no recibieron lactancia materna

La lactancia materna es una de las formas más lindas de demostrar amor a nuestros hijos; tiene muchísimos beneficios y uno de los más importantes es hacer al bebé más fuerte, para que esté mejor preparado para el mundo.

  • Bebés que asistan a una guardería, o convivan con alguien que vaya a la guardería

Hay muchas clases de virus que ayudan a enfermarse de Bronquiolitis, y los niños contraen más fácilmente estos virus, y donde más niños hay, es en las guarderías.

  • Bebés que vayan a lugares donde estén otros bebés enfermos

Si en las guarderías hay muchos niños con virus, en los hospitales, hogares de paso y salas de espera de las  EPS, hay muchos más niños con virus.

  • Bebés que vivan en lugares donde hay humo

El humo es uno de los peores enemigos de los bebés, y no solo el humo del cigarrillo, también el de la leña, el de los carros (carreteras principales) y el de otras sustancias prohibidas.

  • Bebés que no tengan acceso a una vivienda o nutrición adecuadas

Los bebés que no comen bien, son más vulnerables a todas las enfermedades y quienes no pueden acceder a una vivienda digna, están más expuestos al frío y muchos virus.

¿Cómo es una bronquiolitis?

  1. Inicialmente la bronquiolitis se presenta como una gripa común. Presenta abundante moco en la nariz, acompañada de tos, en ocasiones, muy constante. Estos síntomas son los más leves pero pueden durar de 5 a 10 días.
  2. Es posible que dentro de los primeros días, el bebé presente fiebre. Se debe tener en cuenta que siempre que note que su bebé llora mucho, está más caliente de lo normal, o siente que está enfermo, se debe tomar siempre con un termómetro. La fiebre inicia a partir de 38°.
  3. Luego de los síntomas iniciales, como mocos y tos, el bebé puede presentar empeoramiento, acompañado de la fiebre y sin los cuidados adecuados. Hay que tener en cuenta que el empeoramiento puede generarse tan rápido como unas horas, o después de varios días, así que es indispensable estar siempre muy pendiente de los siguientes signos de alarma.
  4. Lo más grave de la bronquiolitis es cuando aparece la “dificultad para respirar”. Por eso a continuación se explica cómo identificar rápidamente. Es indispensable que limpie el exceso de mocos y trate de bajar la fiebre antes de buscar los signos de peligro en su bebé:
    1. Respiración rápida: Se observa al bebé con movimientos en el pecho, para respirar, mucho más rápidos de lo normal.
    2. Hundimiento de las costillas: Igualmente, en el pecho se observa al bebé hacer mucha más fuerza para lograr respirar, por lo que es posible observar cómo se marcan las costillas, se hunde el estómago más de lo habitual y en la parte donde el cuello se hunde con el pecho.
    3. Ruidos raros al respirar: Cuando el oxígeno tiene que hacer mayor esfuerzo para entrar y salir de los pulmones, produce un sonido similar a un silbido, los médicos lo llaman sibilancias. Es posible escucharlo mejor si acerca su oreja al pecho del bebé.
    4. El bebé no puede tomar alimentos: Cuando él bebé hace tanta fuerza para respirar, se le dificulta tomar alimentos.
    5. Apnea: Puede tratarse del signo más grave y se observa cuando el bebé hace una pausa al respirar, toma una coloración azulada o morada, y se debe acudir inmediatamente a urgencias.

¿Cómo se puede prevenir que la bronquiolitis se complique?

Son 3 claves que se pueden tener en cuenta:

  1. Tener presente los momentos del año con mayor número de consultas por esta enfermedad. Sobre todo en épocas frías y mucha lluvia.
  2. No llevar a los bebés a lugares donde haya mucha gente o donde hay personas enfermas, sobre todo en menores de 6 meses.
  3. Tener mayores medidas de cuidado en bebés menores de dos meses y prematuros, que son aquellos que pesaron menos de 2.200 gramos al nacer.

Preguntas frecuentes

  1. ¿Se puede evitar la bronquiolitis?:

Ya que se trata de una infección viral, es muy difícil evitar que se contagie, pues incluso los adultos pueden contagiar a los bebés.

  1. ¿Hay algún medicamento para tratar la bronquiolitis?

 La bronquiolitis no se trata con antibióticos pues, este tipo de medicamentos no tiene ningún efecto en las infecciones virales.

  1. ¿La bronquiolitis puede repetir?

Se trata de una enfermedad que la mayoría de las veces solo produce una vez. Las sibilancias pueden repetir pero se clasificará como una enfermedad diferente y requerirá un tratamiento más completo.

Nota: Recuerde, siempre que usted encuentre que su bebé está enfermo, antes de ir a una farmacia, acuda a una cita prioritaria en su IPS más cercana.

Bibliografía:

  1. Ministerio de Salud y Protección Social, Universidad de Antioquia. Guía de padres y cuidadores para la evaluación del riesgo y manejo inicial de la neumonía en niños y niñas menores de 5 años y bronquiolitis en niños y niñas menores de 2 años. 2014 Guía No. 42.
  2. Tratado de Pediatría de Nelson, 16°. , McGraw Hill, 2004, 2vol. O Ed. 17°. Ed. Elsevier 2004.
  3. Contreras Ortiz, J. (2014). Guía de práctica clínica, para la evaluación del riesgo y manejo inicial de la neumonía en niños y niñas menores de 5 años y bronquiolitis en niños y niñas menores de 2 años.

 

Semana Mundial Concienciación Uso de Antibióticos

 

Desde el pasado 12 y hasta el 18 de noviembre se celebra la Semana Mundial para la Concienciación del Uso de Antibiótico.
Se nos acaba la era de los antibióticos. El cambio no puede esperar. 

Recomendaciones:
No tomes antibióticos sin prescripción médica.
Lávate las manos frecuentemente.
No recomiendes antibióticos a otras personas.

¿Químicos en el hogar? Manéjelos con precaución

Por: Leidy Yohanna Londoño Giraldo, Química Farmacéutica
¿Qué son?
Los productos químicos son aquellos que podrían generar algunos efectos tóxicos en las personas, animales o plantas, si no se utilizan de la forma adecuada. Algunos son más peligrosos que otros, pero con todos debemos tener cuidados.

¿Cuáles químicos manejamos en el hogar?
• Jabones, detergentes, desinfectantes
• Insecticidas, raticidas, herbicidas/plaguicidas
• Cosméticos, perfumes
• Ambientadores
• Medicamentos
• Pinturas, aerosoles

¿Qué cuidados debemos tener con estos productos?
• No mezclar algunos detergentes/jabones con hipoclorito ya que se liberan gases tóxicos.
• Nunca se debe reenvasar sustancias químicas como el ácido muriático, disolvente o thinner en envases vacíos de gotas para ojos ni oídos ya que se puede generar error en el uso y causar quemaduras graves en la parte interna del ojo o del oído.
• Siempre mantener alejados los agentes insecticidas o plaguicidas de los alimentos, para no causar intoxicaciones.
• Mantener los medicamentos en cajones altos, de tal manera que los niños no los alcancen fácilmente.
• Los productos como los perfumes, los ambientadores, las pinturas y los aerosoles podrían generar explosión si se exponen a fuentes de calor o llama como los fogones, velas etc, por tanto deben almacenarse en lugares frescos.

¿Qué hacer en caso de emergencia ?
Siempre acudir al centro médico más cercano.
• Si en algún momento se genera exposición a un producto químico, ya sea por ingestión, inhalación o derrame en piel, lo que debe hacerse es llevar la persona afectada el centro médico y llevar anotado el nombre del producto o si es posible y con precaución, llevar el envase.
• Si el producto químico es ingerido no produzca vómito, ya que algunos agentes como las ácidos muriáticos o las sodas causticas son altamente irritantes y con el vómito se genera más lesión por la salida del producto.
• No administre líquidos como la leche, ni tampoco aplique sustancias químicas como las cremas dentales sobre quemaduras, ya que puede agravarse la lesión.
• Si el producto se derrama y se impregna en la ropa, se debe quitar la vestimenta.
• Si hay intoxicaciones por gases (gas propano), llevar la persona afectada a un lugar aireado, y después establecer la necesidad de acudir al centro hospitalario.

Primeros auxilios en casa – Parte II

Primeros Auxilios en Casa Parte II  Artículo por: Doctor Felipe Pereira García, Médico General

 ¿Qué hacer en caso de obstrucción por un objeto?

 

La obstrucción vía aérea es la alteración o dificultad para la respiración secundaria ante la presencia de objetos en vía aérea que no permiten el adecuado flujo de aire, son cuadros de gran estrés para la víctima, que pueden generar temor tanto en esta como en los que lo acompañan.

Se clasifican en:

Leve:  El paciente emite sonidos y es capaz de toser, sin cambios en la coloración de piel ni alteración en el estado de conciencia.

 

¿Cómo actuar? Inicialmente deje toser al paciente, puede realizar golpes secos en la espalda para

ayudar a la rápida solución del cuadro, sin no hay mejoría, empeoran los síntomas o está asustado

solicite ayuda inmediatamente.

 

Grave: El paciente no es capaz de respirar, puede presentar tos débil y no es capaz de emitir sonidos, puede haber coloración azulada y alteración en el estado de conciencia en los casos más severos.

 ¿Cómo actuar?  Intentar maniobra compresión abdominal:

Si el paciente tiene más de 2 años:

  1. Ubicarse detrás del paciente, el cual debe de estar de pie e inclinado hacia adelante.
  2. Rodee la cintura con los brazos, ponga el puño encima del ombligo y afírmelo con la otra mano.
  3. Presionar fuertemente hacia atrás y hacia arriba, realizar la maniobra unas 5 veces.
  4. Evaluar si se realiza la expulsión del objeto.
  5. Si el paciente expulsó el objeto déjelo respirar, aflójele la ropa y manténgalo recostado en posición de recuperación.
  6. Si no hubo expulsión del objeto continuar la maniobra hasta lograrlo o hasta que haya pérdida de conciencia, en caso que esto suceda, se deben iniciar medidas de reanimación inmediatamente.

Si el paciente es menor de 2 años:

  1. Tomar con la mano dominante por la mandíbula, colocando él bebe boca abajo e inclinado hacia abajo apoyado en su antebrazo.
  2. Realizar 5 golpes secos y enérgicos en la espalda.
  3. Gire al bebe manteniendo siempre la cabeza más baja que el cuerpo, inmediatamente realice 5 compresiones con sus dedos índice y anular en región medial del tórax.
  4. Verifique si hubo expulsión del objeto.
  5. Repita los pasos anteriores hasta verificar expulsión del objeto.

 

 

Primeros Auxilios en Casa

Primeros Auxilios en Casa – Parte 1, Artículo por: Doctor Felipe Pereira García, Médico General

Los primeros auxilios en casa son las medidas iniciales realizadas en caso de accidente o enfermedad repentina, con el fin de facilitar la recuperación y evitar secuelas; es de resaltar que los primeros auxilios no reemplazan la atención médica, pero la facilitan.

Recuerde que antes de brindar cualquier tipo de auxilio se debe de valorar la seguridad de la escena, es importante aprender a reconocer limitaciones y solicitar apoyo de personal entrenado de ser necesario.

Tener siempre presente:

  • Autocontrol, evite actuar de forma impulsiva, se debe pensar adecuadamente cada acción antes de ser realizada.
  • Evalúe y observe adecuadamente la escena y el lesionado, permitiendo establecer los pasos a seguir.
  • Solicite ayuda, delegando funciones de ser posible, trasmitiendo la información de forma clara y precisa.
  • Sea prudente, actúe solo de ser posible y reconociendo limitaciones, teniendo en cuenta siempre el concepto de seguridad personal y evitando realizar acciones que pueda generar lesión o afectar la pronta recuperación de la victima

 

¿Qué hacer en caso de paro cardiorrespiratorio?:

El paro cardiorrespiratorio es el cese de toda actividad cardiaca que genera amenaza inminente

contra la vida de la persona.

Debe reconocerse de manera inmediata para así iniciar manejo rápido que evite la presentación de secuelas o la muerte del paciente. Se recomienda que, ante la gravedad del cuadro, el personal no experto inicie maniobras de reanimación inmediata.

 

Maniobra de reanimación cardiopulmonar en mayor de 1 año:

  • El paciente debe encontrarse en una superficie plana y firme.
  • Llame al paciente en múltiples ocasiones buscando respuesta del mismo.
  • Intente verificar si el paciente tiene pulso, esto puede ser difícil en paciente pediátrico, por lo que evalúe igualmente si el paciente respira.
  • Si hay ausencia de signos de vida solicite ayuda inmediatamente.
  • Estando de rodillas al lado del paciente, con su mano dominante o con las 2 manos dependiendo del tamaño del niño, aplique compresión en el centro del pecho, entre los pezones, generando compresión que sea aproximadamente a un tercio del diámetro anteroposterior, a una frecuencia mayor de 100 compresiones por minuto.
  • Se debe realizar ventilaciones de rescate entre compresiones, a un intervalo de 15 compresiones por 2 ventilaciones, recuerde la vía aérea debe estar despejada, pero si por motivos de seguridad personal (paciente con sangrado o infecciones) o por temor no se considera capaz de realizarlas, puede continuar únicamente con compresiones a la velocidad descrita previamente.
  • Verifique cada 2 minutos si hay retorno de signos vitales, si es así colocar en posición de recuperación: apoyando sobre lado derecho al paciente mientras llega la ayuda médica.
  • Si no hay recuperación signos vitales continuar con maniobras de reanimación hasta la llegada de los equipos de emergencia.

 

 

En menores de 1 año:

Las maniobras son idénticas a las previamente mencionadas, las compresiones se realizan con solo 2 dedos en el centro del tórax debajo de la línea mamilar.

 

 

 

Salud visual y uso de tecnologías en niños

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Tomado de Freepik

 

La informática lidera una nueva era de medios de comunicación, trayendo con ella grandes promesas y preocupaciones por el efecto sobre el desarrollo y el bienestar de los niños y niñas.

 

Las nuevas tecnologías, en particular las de la información y comunicación (las denominadas TIC) se han convertido en un compañero habitual de nuestras vidas, cuyo impacto afecta a todos, pero de forma más sensible a los niños y niñas que por sus vulnerabilidades están más expuestos a su influencia.

 

Un gran número de expertos siguen la teoría de que los niños aprenden por medio de la creación de su propio conocimiento, asimilando los cambios que aparecen en su entorno y descubriendo continuamente cosas nuevas. Sobre esta base parece adecuado facilitar el uso de las nuevas tecnologías, que ayudan a los niños y niñas a ir creando su propio saber al estimular o ayudar la capacidad de aprender. Pero es importante tener en cuenta el efecto que produce a nivel de su salud visual.

 

La visión de los niños y niñas se enfrenta hoy cada vez, a situaciones, que en otras generaciones no tuvieron que vivir y es que, desde la primera infancia, tienen acceso a dispositivos que les obligan a forzar su visión.

 

Entre los 5 y 6 años el globo ocular está comenzando su etapa de madurez y en las primeras fases de la escolarización, aprendemos muchas cosas, la exigencia del sistema visual es muy alta. Por tanto, cualquier alteración debe ser fácilmente identificable por los adultos que rodean a los niños y niñas.

 

El factor tecnología en niños y niñas cada vez se hace más imprescindible. Las consolas de videojuegos y los tablets son por excelencia las plataformas más usadas por los niños y niñas y es aquí donde pueden surgir diversos tipos de desgaste ocular.

 

Al pasar gran cantidad de horas frente a la pantalla puede ocurrir lo que los expertos llaman defectos de graduación o en su estado más avanzado: miopía, en la que el paciente ve bien de cerca pero no de lejos; esto es provocado por el esfuerzo de tratar de enfocar de cerca para así poder ver mejor la pantalla, por eso es recomendable que cada media hora de juego el niño o niña descansen al menos 5 minutos.

 

Otra condición del uso prolongado de la tecnología, especialmente ordenadores y tablets puede provocar en los niños es el “ojo seco”, que ocurre debido a la baja frecuencia de los parpadeos. Generalmente los niños y niñas cuando juegan un videojuego están tan concentrados que no hablan, no escuchan e incluso dejan de parpadear creando una sensación arenosa en el ojo y el enrojecimiento del mismo, los expertos lo llaman “sensación de cuerpo extraño”, no es grave, pero puede provocar molestias e interferir con las actividades cotidianas.

 

Algunos niños y niñas con hipermetropía o estrabismo oculto pueden sufrir de una fatiga visual más intensa que el resto de ellos al momento de pasar muchas horas frente a la pantalla, por lo que en  2010 Nintendo lanzó una nota de aviso para que los niños menores de 6 años no usaran la videoconsola 3D y propuso que los padres desactivaran esa opción de sus consolas. Los expertos afirman que a esa edad la visión aún no está desarrollada y este tipo de dispositivos puede alterarla.

 

Nada de esto quiere decir que los niños y niñas no deban tener acceso a la tecnología, sino que es responsabilidad de los padres y cuidadores tomar precaución y poner una serie de límites que generen una conducta positiva hacia este tipo de dispositivos. Descansar 5 por cada 30 minutos de uso, asignar horarios de uso para cada dispositivo según su función, son algunas de las precauciones que deberíamos tomar y así ayudarlos a ver un mundo más bello.

 

Bibliografía:

  • https://www.saludalavista.com/2015/02/nuevas-tecnologias-y-la-salud-visual-de-los-ninos/
  • https://www.guiainfantil.com/articulos/educacion/nuevas-tecnologias/como-afectan-las-nuevas-tecnologias-a-la-vision-de-los-ninos/
  • https://www.tendencias21.net/conocimiento/Las-Nuevas-Tecnologias-y-la-Infancia_a3.html.

24 de marzo, Día Mundial contra la Tuberculosis

24 de marzo, Día mundial contra la Tuberculosis

Tuberculosis 1

 

 

 

Y en casa…¿Cómo debemos guardar los medicamentos?

1. El lugar más adecuado es UN BOTIQUÍN, es decir un espacio pequeño, cerrado, fresco y seco en el cual se almacenan adecuadamente los medicamentos y el material médico (gasas, vendas, curas).

¡Los medicamentos necesitan que los guardemos en un ambiente limpio, seco y fresco!.

2. Evite que los medicamentos estén al alcance los niños. Es muy común dejar inconscientemente medicamentos sobre las mesas, y esto para los niños pequeñitos resulta sumamente atractivo ya que todos los medicamentos son piezas pequeñitas, que hacen sonidos y algunos tienen colores brillantes.

3. No lo cambie de su envase original, conserve todas las etiquetas bien adheridas. No tache o cubra las leyendas impresas en el empaque.

4. El espacio que designe debe ser de un tamaño adecuado que le permita que los frascos permanezcan en posición vertical y bien cerrados.

5. Cierre bien los frascos, luego de usarlos.

6. La información sobre el almacenamiento adecuado de los medicamentos se encuentra al respaldo de los empaques (caja) o en el envase (frasco, ampolla, vial, etc.) donde se encuentra contenido el producto.

7. Cuando el medicamento requiere temperatura ambiente (inferior a 30°C):

  • Protéjalos del calor, la luz directa (Bombillos) y la humedad.
  • La cocina o el baño no son zonas adecuadas para su almacenamiento ya que son lugares húmedos y donde se pueden alcanzar variaciones de temperatura elevadas. Los gabinetes del cuarto de baño tienden a estar calientes y húmedos, un ambiente que acelera el proceso de descomposición de un medicamento. Igualmente, en la cocina la estufa y cualquier otro aparato caliente y el lavaplatos aumentan el calor y la humedad.

 8. Cuando el medicamento requiere una temperatura entre 2ºC y 8ºC, debe guardarse en nevera.

  • Cualquier nevera que tenga refrigerador es útil para el almacenamiento de medicamentos.
  • La zona correcta de almacenamiento es el refrigerador: Generalmente, toda el área ubicada debajo del congelador, preferiblemente ubique los medicamentos en la parte alta del refrigerador, para que los niños pequeños no lo alcancen, o en un lugar donde no sea fácilmente visible para ellos. Evite ponerlos en la puerta de la nevera o en los estantes inferiores, allí la temperatura cambia constantemente. debemos colocarlo en las repisas más altas del refrigerador.Cualquier nevera que tenga refrigerador es útil para el almacenamiento de medicamentos.
  • La zona correcta de almacenamiento es el refrigerador: Generalmente, toda el área ubicada debajo del congelador, preferiblemente ubique los medicamentos en la parte alta del refrigerador, para que los niños pequeños no lo alcancen, o en un lugar donde no sea fácilmente visible para ellos. Evite ponerlos en la puerta de la nevera o en los estantes inferiores, allí la temperatura cambia constantemente. debemos colocarlo en las repisas más altas del refrigerador.
  • Es preferible que la nevera se encuentre bajo sombra y lejos de toda fuente de calor.
  • Mantenga la puerta de la nevera bien cerrada.
  • Identifique los medicamentos con alguna marca o símbolo para evitar confusiones: Preferiblemente, destine un solo espacio donde ubicarlos siempre.

     

  • 9.Un control importante para el almacenamiento de medicamentos en el hogar es aquel referente al buen estado y la caducidad (o vencimiento).

  • Siempre que compre un medicamento verifique que cuenta con una fecha de vencimiento lo suficientemente prolongada para poder consumirlo con seguridad.
  • Verifique que el empaque esté en buenas condiciones y que le permita leer todas las impresiones de manera completa.
  • Por ningún motivo se pueden consumir medicamentos vencidos o visualmente en malas condiciones.

     

    10.Tu Botiquín no es una mini farmacia, debe contener sólo lo necesario: Revisa el Botiquín al menos dos veces al año. Cuando limpie su BOTIQUIN elimine los medicamentos vencidos.

  • Medicamentos que le recetaron hace mucho tiempo y se guarda para ser utilizado por otra persona o en otra ocasión.
  • Medicamentos en mal estado.
  • Medicamentos sin nombre y sin fecha de vencimiento.
  • Tabletas y cápsulas sin envase.
  • Desechar los productos con uso limitado por el médico o el que este indicado en el envase.
  • Evite conservar sobrantes de medicinas (ejemplo; colirios, medicamentos reconstituidos, etc.)

11. Si guardamos medicamentos en casa “por si acaso los volvemos a necesitar”, cuando los queramos utilizar nos podemos equivocar porque:

  • No todos los medicamentos van a servir a todas las personas.
  • Hay enfermedades diferentes con síntomas parecidos.
  • Los medicamentos caducan (se vencen), y dejan de hacer el efecto que se espera.

    Realizado por: Natalia María Agudelo Laverde
    Química Farmacéutica

 

Una mirada crítica: “lo primero es no hacer daño”

“Lo primero es no hacer daño”, esa es la premisa universal para el reto que enfrentan los hospitales y clínicas en el tema de Seguridad del Paciente y sin dejar de lado las estadísticas, se estima que en Latinoamérica la relación es de doce eventos adversos por cada 100 pacientes, revelándose con hechos una realidad crítica: los pacientes sufren daños todos los días, en todos los países del mundo durante el proceso de atención en salud.

Es así como la Seguridad del paciente gira en torno a la detección y prevención de cualquier situación que ponga en riesgo la integridad de una persona con necesidades de atención en salud dentro de la institución. Los eventos adversos generan al paciente un daño no intencional, discapacidad e incluso hasta la muerte y pueden ser el resultado de diversas condiciones en común, por ejemplo: dificultades en financiación, estructuras o procesos débiles, errores humanos, oportunidad en la atención, acceso a la información, comunicación inefectiva, etc. Las soluciones a esta problemática están dirigidas al nivel donde se pueda evitar que los errores humanos alcancen al paciente y es en este punto donde cada integrante del personal de salud debe preguntarse ¿Cómo puedo aportar a la atención segura de mi paciente?.

Hoy en día, las soluciones para mejorar la seguridad del paciente requieren aumentar las competencias del personal en atención segura, identificar los riesgos que están latentes en las áreas de trabajo, implementar protocolos propios que potencien la prevención de los eventos adversos, insertar nuevas tecnologías y llevar indicadores de resultados que reflejen la adherencia del equipo a la cultura del Seguridad del Paciente; pero nada de esto funciona sin la participación y el compromiso de cada integrante del equipo de trabajo.

Trabajar por la Seguridad del paciente más que una exigencia a todo nivel, es un compromiso con el quehacer profesional y un llamado a la ética durante el ejercicio. Es un escenario destinado al trabajo en equipo, a establecer excelentes canales de comunicación con el paciente y su familia, a construir y mantener procesos de atención detallados y una amplia red de apoyo que garantice soluciones en la prestación del servicio.

“Lo primero es no hacer daño” significa conocer la historia de mi paciente, entender el contexto en el que vive, ofrecerle soluciones dentro del alcance de mis posibilidades, garantizar calidad en los procesos que realizo, comunicar la información asertivamente, realizar siempre una doble verificación de los datos y favorecer que la estancia hospitalaria sea amable y segura, partiendo del reconocimiento de las condiciones de vulnerabilidad en las que se encuentra un niño enfermo.

Por esto y mucho más, nuestro propósito superior es Prestar la MEJOR atención en salud a la población infantil desde el primer contacto visual; desde la bienvenida a este Hospital de puertas abiertas que cuenta con personal altamente calificado no sólo en sus competencias académicas, sino también en calidez y ternura para con todas las familias que confían en nuestras manos la integridad de sus niños y niñas.

¡Tu eres parte del cambio y protagonista del proceso de atención segura!

 Realizado por: Sandra Milena León Ramírez
Enfermera Epidemióloga